Santo Domingo.- La empresaria Elena Viyella de Paliza destacó el rol que desempeña la educación técnico profesional como motor del emprendimiento e innovación, y exhortó a los jóvenes dominicanos a formarse en carreras técnicas, como una manera de insertarse en la nueva matriz productiva y aprovechar sus múltiples oportunidades de trabajo.

Aseveró que las empresas de hoy precisan de técnicos bien calificados, en vista de lo cual la formación de habilidades y especialidades a través de una carrera técnica, se presenta como un puente facilitador para las nuevas generaciones que quieren avanzar y progresar.

“La matriz productiva ha registrado transformaciones por lo cual les sugiero que valoren y aprovechen la educación técnica, que se atrevan a innovar y a ser diferentes, a romper los paradigmas, y que la abracen con optimismo, dedicación y pasión y ya verán como les hace la diferencia”, expresó Viyella de Paliza.

La pasada presidenta del Consejo Nacional de la Empresa Privada y de Acción Empresarial por la Educación (EDUCA), formuló dichas consideraciones durante la conferencia magistral Liderazgo en la 4ta. Revolución Industrial no es cuestión de género, que pronunciara en el simposio “Líderes que Inspiran”, organizado por NAP del Caribe en conmemoración del día de la Mujer y de las Niñas en las TICS. La actividad, que tuvo como objetivo comunicar qué están haciendo los y las líderes de hoy para inspirar a las nuevas generaciones que desde ya moldean nuestra sociedad, se efectúo el jueves 12 de los corrientes, en el auditorio del Centro Cultural de las Telecomunicaciones, Ing. Álvaro Nadal Pastor.

A su juicio, la educación juega un papel fundamental en la cultura emprendedora e innovadora, y estas a su vez, constituyen piezas claves para el incremento de la competitividad en el contexto de la economía moderna.

En su ponencia, la dirigente empresarial motivó a las jóvenes generaciones a romper los esquemas tradicionales de trabajo, a crear nuevos paradigmas y a atreverse a ser diferentes, a fin de ganarse los espacios de liderazgo que mucho aspiran.

“No esperen las crisis para atreverse a cambiar, sean proactivos y caminen – siempre – un paso por delante; busquen ideas, soluciones, transformaciones que mejoren los procesos y las operaciones de la empresa donde laboran, y de la microempresa en que trabajen o la que hayan creado como emprendedores”, enfatizó.

A la vez de añadir “en esencia, de lo que se trata es de ser capaces de mantener sus mentes abiertas a nuevas ideas, a ver y entender los cambios del mercado, los cambios de consumo de sus clientes, o lo que puedan querer sus nuevos y/o potenciales clientes, en fin, atrévanse a ser ustedes quienes se preparen para suplirlas con éxito”.

En esa línea de pensamiento, Viyella de Paliza anotó que el liderazgo se obtiene trabajando duro y de forma confiable, con perseverancia e integridad para inspirar confianza y respeto en lo que hace el o la líder.

Agregó, que el líder tiene que ser humilde “porque no lo sabe todo”, debe escuchar y aprender de los talentos y aportes de los demás, además de motivar con su ejemplo, con palabras de reconocimiento y con correcciones oportunas para mantener el empuje y el dinamismo del grupo.

De igual manera, resaltó a las jóvenes que no hay que dejar de ser mujer para estudiar y practicar una carrera técnica. “Todo lo contrario”, indicó. “Sean jóvenes y mujeres que vivan y trabajen orgullosas  y felices de serlo.”

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here